MosaLingua Web

Creo que fue por allá en el año 2008 y justo al inicio de la Gran Crisis Mundial y Española, cuando leí en algún sitio que habían 3 idiomas que serían decisivos en el panorama internacional económico de los siguientes años. Estos idiomas eran el ruso, el chino y el árabe. Concretamente les llamaban los idiomas del futuro y realmente poca gente se veía atraída por ellos debido a su dificultad y a la aparente barrera cultural de sus correspondientes países.

En 2008 yo vivía en Barcelona (España), ahora en 2018 y desde enero de 2013, vivo y trabajo en Moscú (Rusia). Da la casualidad que en Octubre de 2009 me apunté a la Escuela Oficial de Idiomas de mi ciudad para estudiar uno de esos esos supuestos idiomas del futuro, el ruso. A mí personalmente me cambió el futuro y el ruso forma ya parte de mi pasado, presente y con toda seguridad de mi próximo futuro, valga la redundancia.

 

Ciudad de Moscú

 

En estos últimos años, he vuelto a ver alguna noticia parecida a aquella de 2008 e incluso en forma interrogativa:

¿Es el ruso el idioma del futuro?

Cuando oímos hablar de los idioma del futuro, a todos automáticamente se nos encienden las luces del dinero y de la felicidad,  ya que relacionamos un buen futuro con las oportunidades laborales y la situación económica. Quizás tan solo tenemos la esperanza de salir de nuestra situación precaria y de nuestra rutina que se repite como si de un maldito bucle se tratara. Ahora parece que vuelve la crisis en todos sitios y con ella, otra vez, los idiomas del futuro y las esperanzas de la gente.

Sea cual sea el motivo por el que estás planteando estudiar un nuevo idioma, debes saber que aprender una lengua como la rusa no solo puede darte nuevas oportunidades laborales, sino que va a cambiar tu vida y tu futuro personal en todos los sentidos. Incluso este hecho lo considero mucho más importante que encontrar un simple trabajo o ganar más o menos dinero. Estudiar ruso, chino o árabe por ejemplo, va a influir en tu mentalidad, cultura, futura pareja, vestimenta, alimentación, lugar de residencia, amistades, mascotas etc… Todo eso va a cambiar en tu vida como si de un argumento de ciencia ficción se tratara. Y estoy seguro que para tu suerte, todo cambiará para bien.

Sería mejor cambiar el enunciado de los idiomas del futuro por el de los idiomas que cambiarán tu vida para siempre.

Me alegro de que no hubieran plazas por aquel entonces en la academia de inglés, porque de ser así hoy no estaría donde estoy y no habría aprendido este idioma tan rico y sorprendente como es el ruso. Y no es que tenga nada en contra del inglés, pero el ruso me ha dado lo que quiero más a día de hoy que es mi mujer y ha hecho muy grande mi familia.

Si eres igualmente de los que solo quiere saber que idioma es mejor para el trabajo y desarrollo económico, pues debes pensar que las cosas que saben poca gente siempre están más valoradas. Pues estudiar inglés está muy bien y también lo considero necesario, pero este idioma por ejemplo no te va a dar un plus tan importante como el ruso, porque básicamente todo el mundo habla inglés y la competencia es altísima. Siempre que hagas lo mismo que los demás tendrás menos oportunidades.

Un idioma como el ruso, aún que no lo llegues a dominar del todo nunca, siempre te dará un estatus de diferenciación muy importante y no solo en el trabajo. Yo siempre que le cuento a alguien que hace tiempo que no le veo que vivo en Rusia… este me mira con ojos como platos y como si de un extraterrestre se tratara…

¿Y eso…? ¿Vives en Rusia…? ¿Pero cómo? Allí hablan ruso… ¿Tú sabes ruso..? ¿En serio…? ( Y así media hora…)

Pues esta emoción que los conocidos sienten cuando les cuentas que sabes ruso y vives en Rusia, en el trabajo puede significar una oportunidad laboral.

Pero volviendo a lo de idioma del futuro, deberías de hacer un pequeño ejercicio de imaginación hipotética antes de ponerte a hacer cualquier cosa en tu vida, en este caso antes de estudiar un idioma tan importante como el ruso.

 

¿Cómo será mi futuro si estudio ruso?

Si me hubiera hecho esta pregunta entonces en 2008, me debería haber imaginado que empezaría a tratar con gente rusa, a hacer amistades rusas, a ver películas en ruso, a navegar por redes sociales rusas, a ir de vacaciones a Rusia, a conocer la cultura rusa en profundidad, a participar en sus tradiciones y costumbres, a flirtear con chicas rusas, a comer su comida con regularidad, probar el vodka, trasladarme a Rusia, casarme, irme de luna de miel… y en definitiva, me tendría que haber imaginado que estaría haciendo mi vida lejos de mi tierra natal y quizás para siempre.

 

¿Quién me diría que a día de hoy sería el administrador de una web sobre Rusia?

La verdad es que no me lo habría imaginado y lo que empezó como un juego o una casualidad, pues ha acabado siendo lo más importante que he hecho en mi vida. Por eso siempre que hagas algo, te lo tienes que creer  y tomarlo en serio aunque te critiquen y te digan lo contrario. Al final todo llega y pasa.

Bien, no sé si el Ruso es el idioma del futuro o de tu próxima vida, y la situación económica en Rusia ahora mismo no es para tirar cohetes sinceramente.

De hecho, todos esos países en los que en esa noticia de 2008 eran nombrados como países del futuro, en 2018 están pasando una grave crisis. El precio del petróleo ha hundido a la moneda rusa, China ha ralentizado el crecimiento de su economía de manera brutal y el mundo árabe ya sabes como está. Un desastre. Bueno quizás los jeques de Dubai no viven del todo mal…

Precisamente por la mala situación actual, el ruso, el chino y el árabe vuelven a estar en el punto de mira, pues quien domine uno de estos idiomas en los próximos años, participará de una manera u otra en la restauración del sistema económico y de las relaciones geopolíticas mundiales. Evidentemente supongo que esto significa: dinero.

 

Vista nocturna de la ciudad de negocios de Moscú


Pero te repito una vez más, que elegir un idioma es tarea tan o más importante que elegir una carrera profesional, pues puede cambiar tu modo de existencia en este mundo. El dinero ya sabemos que siempre va y viene, eso no lo podemos controlar. Incluso las profesiones también cambian. Un idioma es para toda la vida. Es una herramienta para el día a día.

En definitiva, si estás interesado en estudiar ruso, te recomiendo que empieces a informarte un poco sobre Rusia y puedes probar un primer contacto con algún curso online desde tu propia casa. Suelen ser bastante fáciles y entretenidos. Luego si te decides y piensas que el ruso también puede ser el idioma de tu vida, como en mi caso, ya te apuntarás a la Escuela de Idiomas y te pondrás más en serio con el tema.

 Todo es empezar, así que muchos ánimos y que tu futuro sea brillante.

¡Empieza a estudiar RUSO u otro idioma del futuro con un CURSO ONLINE!

 

MosaLingua Web
EnglishSpanish