Y para los fanáticos coleccionistas de los balones de la Copa Mundial de Fútbol, el Telstar 18 es la última maravilla tecnológica en cuestión.

No es el primer balón Telstar que sale en el Mundial, ya que seguro recordarás que hizo aparición por primera vez en el Mundial de México de 1970, fecha desde la cual Adidas se ha encargado de su diseño. 

 

El balón Telstar de la Copa Mundial de Fútbol 

Este diseño es el que marcó el modelo de los balones tal y como lo conocemos hoy día. El balón Telstar de México 1970 se realizó en cuero, contó con 32 gajos poligonales cosidos a mano. El color del balón fue blanco y negro con letras doradas y se considera el balón tradicional de fútbol. La elección del nombre de Telstar se debió al nombre del satélite que hizo posible la transmisión de fútbol en aquel momento. 

 

Solo pasarían 4 años para que hiciera aparición el Telstar Durlast en Alemania 1974, este balón sería muy parecido a su antecesor con la diferencia del color de las letras que pasaron de dorado a negro. 

 

El Telstar 18 de Rusia 2018 ha adoptado un diseño retro parecido a los dos balones anteriores. Pero este sólo cuenta con 6 paneles blancos y negros y no 32 gajos poligonales como los balones anteriores. Ya Lionel Messi se encargó de hacer la presentación de este nuevo balón el 9 de noviembre de 2017 en Moscú. 

Así está hecho el TELSTAR 18

 

Otros diseños de balones de la copa Mundial de fútbol 

Tango España 1982 es uno de los balones que innovó en tecnología al combinar el cuero con poliuretano, una característica que le confirió impermeabilidad al balón. Aunque es con el Azteca México 1986 cuando se fabrica el primer balón oficial sintético. 

 

No es sino en Corea Japón 2002 con la aparición del balón Fevernova cuando la trayectoria del vuelo del balón cambia por completo. Fue un balón inspirado en la cultura de estos dos países. El vuelo más preciso en la trayectoria se debió a las capas de goma espuma sintética y a las tres capas de malla que este balón tuvo. Se considera uno de los balones más livianos utilizados en el Mundial con un peso entre 420 y 445 gramos. 

 

Estos han sido lo balones más destacados de la historia de la Copa Mundial de Fútbol, aunque no fueron los únicos. 

¿Cuál ha sido tu balón de futbol favorito?