La URSS convirtió a Pepsi en la sexta potencia militar del mundo

¿Te has imaginado alguna vez a una empresa como Pepsi-Cola siendo una potencia militar?

Si no puedes concebir esa idea es porque no estuviste en la Guerra Fría y porque no conoces mucho su historia.

Pepsi es una gran empresa que ha sabido salir adelante a pesar de tantas calamidades sucedidas en el mundo a lo largo de los años. Un de estas calamidades ocurrieron en la década de los años 50 bajo el gobierno estadounidense de Dwight D.Eisenhower.

En el siguiente post te diremos cómo la URSS vendió a Pepsi una flota de combate y la convirtió en una potencia militar.

 

Anuncio comercial de Pepsi en la URSS, año 1989

 

La Unión Soviética vendió a Pepsi una flota de combate

Así es, la URSS vendió a Pepsi una flota de combate.

Pero ¿Cómo fue esto?

Veamos.

Conseguir que un producto americano pudiera entrar a territorio soviético durante la Guerra Fría era algo impensable.

Sin embargo, el presidente Eisenhower no pensaba igual.

Para él la guerra no solo se trataba de un campo lleno de militares armados matándose unos a otros, sino también podía ser un campo que podía ganarse a nivel comercial.

Consintiendo esta idea, en 1954 se organizó en Moscú la exhibición americana. En este evento se buscó mostrarle a los rusos las maravillas del capitalismo por medio de diversos productos de consumo masivo.

El evento transcurrió sin problema alguno y en el lugar se encontraba el Director de operaciones internacionales de Pepsi, Donald M. Kendall, el presidente Eisenhower y el que para entonces fuera el vicepresidente de los Estados Unidos Richard Nixon.

Por un instante notaron cómo el primer ministro Nikita Jrushov, quien estaba con ellos, se secaba el sudor de la frente por el calor que hacía.

Lo que ocurrió luego fue que el Donald M. Kendall le ofreció al líder ruso un vaso de Pepsi. El hecho terminó en una fotografía que se convirtió en un acto promocional de la marca.

 

Jruschov a punto de probar un vaso de Pepsi (Gettymages.ru)

 

13 años más tarde Kendall consiguió un acuerdo gracias a sus contactos en Rusia y a la ayuda del gobierno de Nixon. El acuerdo estipulaba que el gobierno soviético sería un distribuidor exclusivo de Pepsi dentro de la URSS.

 

En 1972 Pepsi se convirtió en el primer producto americano en comercializarse en la URSS.

Etiqueta de embotellado de Pepsi para la Unión Soivética (wikipedia)

 

El problema surgió en 1989 cuando la Unión Soviética entro en un colapso total.

Tenían muchos problemas económicos y no había como cubrir la gran demanda de Pepsi. Económicamente hablando no tenían como pagar. Así que lo que hicieron fue como pago darle a la compañía estadounidense 17 submarinos, una fragata, un destructor y un crucero.

 

Submarino soviético

 

En ese instante que Pepsi recibió toda esta flota se convirtió en la sexta potencia militar del mundo.

Pero como sabemos, el interés de Pepsi que es la venta de su bebida y no la guerra así que vendió todo esto como chatarra por unos 300 millones de dólares.

Pepsi en aquel entonces pudo ganarle la batalla a Coca Cola pero con el colapso comunista sus sueños de conquista se desmoronaron por completo.

Aun así, no podemos negar los grandes logros que ha tenido esta gran empresa a lo largo de los años, no por nada es la segunda marca de bebidas gaseosas más vendida del mundo seguida de Coca-Cola.

 

Estudiantes bebiendo Pepsi en plena calle de Moscú en el año 1981 (wikipedia)

 

Comparte y sigue leyendo. Gracias :)

¡NO A LA GUERRA! :(