A todos los hombres nos gustan las mujeres guapas, coquetas, elegantes que visten con curiosas prendas y nos alegran la vista y nuestras vidas. Un hombre sin una mujer es como un árbol sin ramas, sin frutos, sin energía. No me alargo más, ya me entendéis.

Pero toda esta inspiración divina y mariposas en el estómago que nos despiertan las féminas preciosas, se desvanecen cuando se trata de IR DE COMPRAS. Los que tengáis pareja ya habéis sufrido en vuestras carnes este castigo infernal y es que sí o sí habéis perdido tardes interminables paseando por calurosos centros comerciales saltando de tienda en tienda para aguantar el bolso mientras vuestra mujer se prueba todas las colecciones de temporada de sus firmas preferidas. Más de una vez incluso después de tanto esfuerzo y paciencia, no habréis tenido el deleite de disfrutar de esos modelitos vestidos en el cuerpo de vuestra mujer porque a última hora ha decidido que no le quedan bien, que no son lo suficiente para ella o simplemente se ha enfurecido porque dice que tiene unos kilos de más. Total, que no habéis comprado nada, la tarde perdida y encima una tensión latente se queda en el aire por el fracaso evidente. Prepárate porque pronto volverás al centro comercial.

Para suerte de los hombres que odiamos los centros comerciales y de las mujeres que reconocen no pasárselo tan bien cuando van de compras, existe una practica muy extendida en Moscú que es la siguiente: la compra ONLINE de ropa. Seguramente pensáis que en cualquier sitio esto ya se hace y que no estoy descubriendo nada, pero al menos por mi experiencia creo que aquí en Moscú la cosa va un poco más allá. Y es que cuando digo compra online de ropa no me refiero a elegir un par de vestidos de una tienda  y unos zapatos chinos y que te los traigan 2 meses más tarde, sin retorno y en un envase de burbujas con aire de Pekin. Me refiero que en Moscú es típico que el centro comercial, la tienda en cuestión que le gusta a tu mujer, venga a tu casa, incluso si no quieres comprar nada.

¡No te lo pierdas!
¿Dictadores, mafiosos y anti homosexuales en pro de la libertad de expresión?

Me explico:

Mi mujer en lugar de torturarme a mí y a sí misma con largas caminatas por los Mangos, Bershkas, Zaras etc… entra en su tienda online preferida de ropa en Moscú y se pasa el tiempo que cree necesario curioseando y comparando los modelos que más le gustan. Elige los que quiere probarse y ese mismo día o como mucho al día siguiente el botones de turno de dicha tienda trae todos los modelitos clickeados. Entonces nuestra propia casa se convierte en probador. El mensajero mientras tanto o se espera o si hay muchos modelos pues se va a dar una vuelta y vuelve por ejemplo en una hora. Mi mujer se prueba todo sin prisas, sin estrés, mirándose en el espejo de su habitación sin trucajes y me pide consejo a mi que estoy tranquilamente haciendo mis tareas o tomándome un refresco. Pues evidentemente los vestidos y con buen humor, lucen mejor y yo anímo a que mi mujer los compre mientras disfruto de una agradable pasarela de modelos privada en mi propia casa. Así que todos contentos, al cabo de un rato vuelve el recadero, se cobra los vestidos elegidos y los desechados se los lleva de vuelta. Si no te ha gustado ninguno, no pasa nada, no hay obligación de comprar, tan solo hay que pagar la entrega a domicilio que son 150 rublos (2 o 3 euros). Adiós a las insufribles tardes de compras.

..Muchos diréis, pero.. ¿A dónde hemos llegado? ¿Al final ya no saldremos de casa?

Bueno, esto no es nada nuevo en Moscú, ya hace muchos años que se hace y sobretodo en invierno, creerme no hay muchas ganas de ponerse 40 kilos de ropa de abrigo encima para salir a la calle a -20 grados y cruzar 40 atascos en la carretera para luego pasearse toda una tarde entera por un centro comercial repleto de gente, no comprar nada y acabar cenando en el Grasas King + viaje de vuelta = (Día perdido+ mal humor).

Así que… si Mahoma no va al centro comercial… que venga el centro comercial a casa que se está calentito y tenemos té con galletas.

 

¡No te lo pierdas!
Berezniki, la ciudad rusa que está siendo tragada por la tierra

La religión en Rusia

¿CÓMO ES LA RELIGIÓN EN RUSIA? Existen algunas imprecisiones sobre la práctica religiosa en Rusia, planteándose incluso equivocadamente en ocasiones

Leer más »